El Bubisher, el bibliobús que recorre los campamentos de refugiados saharauis, rueda y vuela de nuevo. Rueda por el desierto de Smara y vuela como el “pájaro de la buena suerte” que evoca con su nombre. Para KALANDRAKA es una enorme satisfacción que los Libros para Soñar lleguen al Sahara y que cientos de manos infantiles y adultas pasen sus páginas una y otra vez. Ana, Raquel, Susana, Clara, Roge y Ricardo ya están de regreso en España tras viajar a este rincón del mundo no tan lejano. Allí asistieron a la puesta en marcha de un nuevo curso, mientras en la Península la campaña solidaria “Besos con huella” sigue cosechando adhesiones.

 

El blog del Bubisher cuenta:

“Trabajamos en tierra de olvido. Trabajamos por la memoria, por la lectura, por la cultura. Trabajamos para que en medio del olvido podamos borrar la D, la E y la S de la desesperanza”.

El curso 2010-2011 pretende consolidar este proyecto lector en Smara, pero también aspira a ampliar horizontes, llegando a otras wilayas con libros en español, árabe o hassanía para público infantil, juvenil y adulto. Ana, Raquel, Susana y Clara impartieron un curso de bibliotecas y promoción de la lectura a más de una veintena de personas. Bachir ordena material en árabe y enseña hassanía a los voluntarios. También se intensifican las gestiones y los contactos para garantizar el avance del proyecto: Ricardo cuenta en el blog del Bubisher que el bibliobús ha calado hondo en la sociedad saharaui y que despierta una gran expectación.

Además de reforzar las bibliotecas escolares, con voluntarios saharauis en cada madrasa, los promotores de esta causa noble y solidaria han comenzado ya la creación del Nido: una biblioteca fija que permitirá profundizar más en la relación libros-lectores de todas las edades. Junto con Memona, Daryalha y Larossi, llega Hamida para dirigir esta obra que Clara y Roge diseñaron. Y así como en el curso pasado el mar fue el eje de las lecturas, Isabel y Raul han creado un plan lector a partir de obras que tratan sobre el cielo.

Por su parte, las Librerías con Huella han desarrollado la campaña “Besos con huella”…

“Un beso, solamente un beso, separa la boca de Africa de los labios de Europa”. (Liman Boisha)

…Un camino de huellas para llevar una lluvia de besos hasta los campamentos saharauis, como la definen los promotores del Bubisher. Las Librerías con Huella venden una bolsa ecológica diseñada por Forges cuyos beneficios se donan íntegrante al bibliobús del Sahara, a la vez que los usuarios de este producto contribuyen a proteger el medio ambiente. Esta iniciativa se presentó en las librerías Cervantes de Oviedo y Oletvum de Valladolid, en la librería Luces de Málaga y próximamente en la librería Gil de Santander.

(Agradecimiento a Raquel Melero por las imágenes, obtenidas a través de FaceBook).


Deja un comentario